Firme demanda de Carne de Pastizal en Europa

Firme demanda de Carne de Pastizal en Europa

Un nuevo envío de Carne de Pastizal está saliendo en estos días para la Unión Europea. El Coordinador de la Alianza del Pastizal para Uruguay, Ingeniero Agrónomo Esteban Carriquiry, explicó a Tardáguila Agromercados que los animales faenados son de alta calidad y producidos bajo el protocolo de Carne de Pastizal, en el marco de un proceso que se inició en 2016.

En febrero de 2017 se logró enviar la primera muestra de carne, y en abril del mismo año viajó a Uruguay una misión de la empresa Nice to Meat, que conoció a algunos productores, visitó dos plantas frigoríficas y “vio la seriedad de nuestra industria, la trazabilidad”.

“Esta gente de Nice to Meat, agrega Carriquiry,  quiere carne a pasto, pero no cualquiera, sino con alguna historia y es lo que estamos ofreciendo: carne producida en condiciones de naturalidad, que conserva los pastizales naturales y la biodiversidad, en particular las aves, que son tan emblemáticas en el mundo”, explicó.

Carriquiry dijo que es necesario darle continuidad a este proceso, para lo que “debemos contagiar a la cadena cárnica y que vean esto como una oportunidad para todos”, porque, “en realidad nuestro protocolo ´carne de pastizal´ es muy inclusivo, o sea no hemos generado nada raro”.

Novillo Santa Ema

Novillos de 3 años y medio, engordados a Campo Natural en el Establecimiento Santa Ema de la Costa, previo a su embarque el 24 de febrero de 2019.

Por su parte, entrevistado por El Telégrafo de Paysandú, el Directivo de la Alianza del Pastizal,  Gustavo Garibotto comentó que “Conservar el campo natural, no quiere decir que los establecimientos deben ser 100% campo natural, pero sí la importancia que tiene la preservación de importantes áreas de campo natural, aún en aquellos predios y sistemas que tienen la posibilidad por su tipo de suelo, de hacer otros usos, cuando pensamos en una actividad ganadera”.

En la Alianza del Pastizal se efectúa la articulación entre todos sus integrantes. “Es un gran paraguas que integran productores, ONG’s, conservacionistas, la academia, el Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP). Distintos actores, todos mancomunados detrás de la importancia estratégica que tiene la conservación de los pastizales y la producción de carne sobre pastizales naturales”, acotó.

 La Alianza del Pastizal tiene en Uruguay un programa de carne certificada, “que lo hacemos con todo el entusiasmo y las dificultades que significa el mundo de la carne”, sostuvo el profesional. “Es en acuerdo con el frigorífico BPU y un cliente que tenemos en Holanda que nos compra la carne con ese sello”. El principal requisito –pero no el único– es que el establecimiento de donde salen esos animales, “tenga al menos un 50% de campo natural. Esta corriente comercial es con un cliente en Europa para consumidores de muy alto poder adquisitivo, dispuesto a recibir carne con esa garantía de que se hace de manera respetuosa con el ambiente”.

Sobre el negocio con Holanda, Garibotto fue sincero en que “la realidad es que todavía no hemos conseguido un precio diferencial que podamos trasladarlo al productor”. Aunque aclaró que es el desafío, manifestó que es uno de los objetivos de la Alianza “poder consolidar esa corriente comercial con un precio diferencial, y que ese valor llegue al productor y no solo al invernador, sino también al criador, que es el eslabón más débil de la cadena”.
Hoy el precio que se paga “es el de mercado”, aclaró. Y acotó que “cuando uno exporta carne no está vendiendo la totalidad del animal, sino que son algunos de los cortes; si bien esos cortes tienen un valor diferencial, se diluye esa diferencia en el resto de los kilos de la canal que van al mercado”.
Para los integrantes de la Alianza del Pastizal, “es una cuestión de tiempo, que exige la permanencia, asiduidad y el compromiso de que esto es así, porque las señales son claras desde hace mucho tiempo”.

En los hechos, la demanda de carne de pastizal certificada por la Alianza del Pastizal ha sido continua. Prueba de ello es este nuevo embarque que está saliendo para  Holanda en este inicio de 2019. Los  animales son faenados en el establecimiento Breeders and Packers Uruguay (BPU), empresa del grupo NH Foods, y proceden de establecimientos miembros de la Alianza del Pastizal que cumplen con su protocolo de Certificación.

Destacamos que en la región, las demanda de carne de pastizal “certificada” por la Alianza también se está consolidando y está presente en las góndolas de supermercados de Argentina y Brasil.